FESTIVAL DEL LIBRO Y DE LA LECTURA DE ALMERÍA

Del 15 al 24 de mayo. Rambla Federico García Lorca
Comunidad invitada: Cataluña
Tema: El viaje


domingo, 24 de mayo de 2009

La poesía está viva en Lilec '09

El Slam Poetry es una competición de recitado de textos poéticos. Esta modalidad que nació en EEUU a mediados de los años 80, desembarcó por primera vez el sábado, 23 de mayo, en Almería. En el Teatro Apolo y ante doscientas personas, tres poetas se enfrentaron por la victoria final otorgada mediante las puntuaciones de un jurado elegido entre el público asistente. Se trataba de PLAX (El Alquián, Almería), WELELÓ (Badalona) y JOSEP PEDRALS (Barcelona). Tras una reñida competición y por un estrecho margen de puntuación, el jurado, los aplausos y carcajadas del público dieron el premio de ganador a Josep Pedrals. La maestra de ceremonias MARÍA ELOY-GARCÍA también obsequió al público con un recitado y gritó que la poesía había roto la mesa de conferencias para saltar al teatro y a la calle.


El Slam para NEIL BEISSON:

Desde hace años en muchos países de Europa sopla un viento de cambio. Algo modesto, sin demasiada importancia para los que no prestan atención, pero algo que sí la tiene para nosotros, los que vivimos entre el bolígrafo y la calle, entre los cafés y la intimidad de nuestra habitación. Hasta se empieza a hablar de ello en periódicos, en radio y tele, y los intelectuales empiezan a denunciarlo, lo que es ya una señal de que el movimiento ha tomado ya suficiente importancia como para molestar…

"La poesía es arte, y cualquiera no puede escribir poesía". Eso dicen ellos, y de todas formas, la mayoría de la gente les dejará opinar esto porque para ellos, la poesía es tan aburrida como esa gente tan académica. ¿Y si ambos grupos estuviesen equivocados? ¿Y si, como pensó Marc Kelly Smith en Chicago en 1984, la poesía podía entregarse a las manos y las bocas del pueblo? ¿Y si llegásemos a hacer de la poesía algo apasionante, participativo, asequible, lúdico y democrático?

Esa es la apuesta que nos hemos lanzado todos los que nos hemos implicado en el Slam. Una Slam Session es un contexto, son tres minutos de turno de palabra en verso o en prosa, un escenario abierto a cualquiera que tenga algo que decir, sin distinción de color de piel, de sexo, de capacidades físicas o intelectuales, de sensibilidad política… Sin acompañamiento musical, sin disfraz ni accesorios, para hacer de este contexto poético el más democrático posible: sólo importan el poeta y sus palabras, el mensaje y la manera de comunicárselo al público.

La ambición del Slam, es no complacerse en la inmovilidad mental que nos imponen los medios de comunicación actuales, o rebajar el nivel de la expresión poética moderna, sino animar cada uno a que vaya mejorando con cada sesión. Y hacer que cada cual se enriquezca en estos contextos de intercambio de ideas e identidades. Porque esto es lo único que puede suceder cuando se cruzan en una misma sala, en el ambiente caluroso y acogedor que resulta inevitablemente del contexto que creamos, un niño de nueve años que nos cuenta su fascinación por los acróbatas, una mujer de sesenta y cinco que recita un texto sobre el mantel de la mesa de su cocina, testigo de tantos momentos fuertes, o un rapero que hace un homenaje a sus orígenes africanos…


NEIL BEISSON
Whisperz, slamer del Collectif EnV.I.E.S. de Mons en Bélgica



Fuente de las imágenes: Ana Belén García Martín